miércoles. 17.04.2024

Castilla La Mancha vive intensamente todas sus fiestas y tradiciones. Hoy te hablamos de la fiesta de San Antón. 

¿Pensabas que tras las fiestas navideñas, enero era un mes frío y aburrido?

Pues tengo una buena y una mala noticia. La mala es que frío lo es, y mucho, y la buena es que de aburrido, nada de nada.

Es un mes en el que se nos olvidan los propósitos de año nuevo, nos vamos de rebajas...

Y hasta, sin nosotros quererlo, nos visita la temible cuesta de enero a la que con agallas le plantamos cara. 

Además, a lo largo del mes tenemos varias fiestas relacionadas con el santoral, como es la de San Antón el día 17 de enero.

En nuestra región son varias la localidades que lo veneran como patrón y, en su honor, se celebran festejos y hogueras.

Sin olvidar que se le considera patrón de los animales.

¿Sabes quién era San Antonio Abad?

Popularmente conocido como San Antón, San Antonio Abad fue un monje nacido en Egipto, dentro de una familia acomodada, a finales del siglo III d.C.

En su trayectoria eclesiástica llegó a ser Obispo de Constantinopla.

Con veinte años decidió vender sus posesiones y retirarse al desierto a una vida de entrega a Dios y en absoluta soledad.

Hablan los escritos que fue tentado en numerosas ocasiones, pero que persistió en su retiro y en su vida sencilla.

Cuenta la leyenda, como las leyendas que rodean a Toledo, que en una ocasión se acercó a él una hembra de jabalí con su camada de jabatos, todos ellos ciegos.

El santo obró el milagro, curó a los animales y desde entonces y, en señal de agradecimiento, la jabalina no se separó de él, para protegerlo de los posibles ataques de otros animales en el desierto.

Por esta razón en muchas ocasiones vemos representado al santo con un cerdo a los pies.

Y por esta razón y por su especial relación con los animales a San Antonio Abad se le considera su Santo Patrón

El Cerdo de San Antón

Heredada de la leyenda del jabalí, en muchos pueblos de la región a lo largo de los siglos han mantenido la tradición del Cerdo de San Antón.

Todos los años algún parroquiano donaba un cerdito al pueblo.

Se le coloca una campanita al cuello y al reclamo del tintineo, es alimentado durante meses y cuidado por todos los vecinos, engordando convenientemente.

El día de San Antón, 17 de enero, el cerdo, lustroso y cebado era rifado entre todos lo habitantes del pueblo.

Esta tradición de varios siglos ha ido evolucionando con los tiempos y, actualmente, la rifa se sigue celebrando.

Pero la recaudación va a parar a alguna ONG y el marrano a la familia más desfavorecida.

Las hogueras por San Antón

Por San Antón están, tradicionalmente, muy arraigadas las hogueras, como en la localidad de Almagro, donde cada año se preparan grandes lumbres en torno a las que se reúnen los vecinos.

Esta tradición también ancestral tiene varios posible orígenes.

En primer lugar, el propio significado del fuego, como arma purificadora y lucha contra los malos espíritus y augurios.

Constituye la forma pagana de la fiesta heredada de tradiciones romanas, donde el fuego se consideraba purificador y con el se ayuntaba lo malo para dar paso a lo bueno.

De esta manera utilizaban el fuego para purificar a animales y personas de males y enfermedades.

De ahí que en algunas localidades jinetes a caballo salten las hogueras.

También puede haber un origen más prosaico, y es que ante la necesidad de deshacerse de los restos de las cosechas de la aceituna y la urgencia por combatir el inmenso frío, se organizaban estas enormes hogueras colectivas.

Éstas se hacían en lugares abiertos, para, de alguna manera evitar que se hicieran en las casas vecinales y evitar, así, el riesgo de incendio.

Día de hogueras por San Antón

San Antón en Galvez (Toledo)

Hay localidades como la toledana de Gálvez, en las que San Antón se celebra de una manera especial.

La víspera de la fiesta, día 16 al atardecer, se encienden las hogueras a lo largo de las calles de toda la localidad y se mantendrán encendidas hasta finalizar el día siguiente.

También es tradición, que todos los vecinos se disfracen con arapos y cencerros.

Una tradición que parece que nos adelanta un poquito el Carnaval

Tiznaban sus rostros con corchos quemados para “correr San Antón”, en referencia a la terrible peste que asoló Europa en la Edad Media.

En los días previos a las fiestas, los zagales, recorrían las calles y los campos cercanos buscando restos de la poda del olivo, el “ramon”, combustible básico para la hoguera.

También eran utilizados los viejos capachos de recogida de la aceituna impregnados en aceite, lo que garantiza el mejor combustible para la fogata.

Los mozos, engalanados, eran los encargados del desfile a caballo o en carro, recorrían las calles del pueblo, parando en la puerta de cada moza.

Ellas salían, vestidas con sus mejores galas, a convidarlos a chorizo, licores y el dulce típico, la Herradura de San Antón.

Como podéis ver en Castilla La Mancha tenemos dulces típicos para cada fiesta. 

En este pueblo toledano, como en tantos otros de la región, el día 17, se celebra la misa en honor al santo.

Tras el oficio religioso se bendicen a los animales que recorren en procesión las calles arreglados con sus mejores atuendos.

Aunque algunas de estas tradiciones se han mantenido, otras se han perdido en el tiempo.

Actualmente, en la víspera y el día de San Antón las hogueras siguen iluminando el frío enero de La Mancha, y se han convertido en el centro de reunión, donde vecinos y visitantes, comen y beben al amor de la lumbre.

Se degustan puches, dulces elaborados con harina y anís, cocidos en la hoguera.

También la tradicional Herradura de San Antón, que tiene gran parecido al Roscón de Reyes.

Pero, además de dulces, se da buena cuenta de migas y productos de la matanza, elaborados por los vecinos semanas antes.

Si visitas cualquiera de estas localidades que disfrutan de las fiestas de San Antón, déjate en casa el propósito de año nuevo de recuperar la linea….

A este paso, y teniendo en cuenta que falta menos de un mes para el Carnaval, no nos lo están poniendo nada fácil.

En otras poblaciones también se homenajea al santo de una manera especial, como en Castellar de Santiago o en Albacete, donde en el Barrio de San Antón se celebra con gran entusiasmo esta fecha. 

Los animales, protagonistas en San Antón

Los animales, los grandes protagonistas.

En todos los lugares los grandes protagonistas son los animales.

Delante de la Ermita de San Antón se forman, cada año, largas colas para que el párroco bendiga a nuestras mascotas.

Con el devenir de los años, estos protagonistas han ido cambiando e incluyendo nuevas incorporaciones.

Ya no son burros, cerdos, vacas o caballos los que demandan el agua bendita.

Cada vez son más perros, gatos, peces, o incluso algún animal exótico que ahora nos hacen compañía en casa.

Hoy os hemos hablado de una entrañable festividad que se celebra, cada año a mediados de enero, a lo largo de toda Castilla La Mancha.

Aunque, por supuesto, no es exclusiva de los manchegos. En Andalucía tiene también gran protagonismo, así como en la zona de la costa Mediterránea.

Muchos son los lugares que con motivo de homenajear al santo, se preparan para darse un festín regado con buen vino al calor de las hogueras de San Antón.

Te vienes con QdOcio a “correr San Antón”, las migas y el chorizo corren de nuestra cuenta.